Descanso angelical

|



Descansado
Y atolondrado
Resplandece el día
Y yo, desnudo;
Desde la cima.
Descansar
Ver el círculo inmenso
Y descender
Entre mares de algas
Infectadas…
Rosales con espinas,
Zarzas que enrojecen
Mi piel, hoy delicada
Por el inmenso placer
Que encuentra
Entre tus brazos,
Esa paz en tus ojos blancos
Cegados por el placer
De mis pupilas…
Esos que invitan
Al sexo a derramarse
Sin tapujos en tu sexo…
Descanso angelical
Que tanto ansío.

1 comentarios:

POEM dijo...

en los cuerpos suaves y calientes

está todo lo necesitamos para protegernos de las zarzas y tal...

me gusta tus obras de arte...

Publicar un comentario

Gracias, me da la vida saber que hay magia...o algo más real, da igual! Nos une..

Mis cuadritos

Mis cuadritos
Estancados y en crisis
Las fotos que hay en mis citas son cuadros míos.